“VASOACTOL” LA NUEVA PANACEA DE LA INDUSTRIA FARMACÉUTICA CUBANA

Medicamento vasoactolVasoactol es un medicamento  producido en el Centro Nacional de Investigaciones Científicas (CNIC). Está registrado en Cuba como suplemento nutricional. Se trata de un extracto de alcoholes de alto peso molecular obtenido de la cera de la cana de azúcar. Este medicamento será presentado en blister de 20 tabletas de 6mg.

Propiedades del vasoactol.

Según los estudios experimentales realizados en el CNIC, el vasoactol previene que las proteínas y los lípidos sean oxidados por los radicales libres, los cuales están involucrados en el proceso de oxidación celular y por ende en el envejecimiento, alteraciones del material genético, enfermedades cardiovasculares, arterioesclerosis, diabetes y cáncer.Por tanto, el consumo de este producto antioxidante representa una potencial protección contra las referidas dolencias crónicas no transmisibles.

Los especialistas del CNIC refieren que Vasoactol ha demostrado un efecto positivo sobre el metabolismo de las grasas. Otro beneficio es la mejora de los parámetros físicos referidos a la cantidad de oxígeno que el ser humano puede absorber, transportar y consumir en un tiempo determinado.De ahí su utilidad para mejorar la calidad de vida en personas de la tercera edad y en las que practican deportes que requieran una alta carga de esfuerzo físico.

Es considerado un producto natural seguro y bien tolerado. El suplemento dietético no debe ser utilizado en mujeres embarazadas o lactando ni en niños menores de 12 años, al no contarse con las evidencias requeridas para este segmento de población.

La dirección del CNIC precisó que aún no está disponible en la red de farmacias del país, pero una vez que comience su venta será expendido de forma liberada. 

Realmente al leer sobre este medicamento a uno no le queda otra cosa que entusiasmarse por un suplemento que le puede traer tantos beneficio a la población. Ojalá que no ocurra como con el policosanol(PPG),una mezcla natural de alcoholes de cadena larga también derivado de la caña de azúcar y que según algunos ensayos hechos a nivel internacional su efecto hipolipemiante es cuestionable.Este medicamento salió al mercado con bombos y platillos y estuvo muy lejos del alcance de la población por mucho tiempo, hasta que comenzó a bajar su demanda sobre todo internacional.

Espero que Vasoactol llegue pronto a las farmacias cubanas a un precio que se lo puedan permitir nuestras familias. Si llega a tener todas esas bondades que se le están reconociendo ahora, no lo retiren para dedicarlo a la exportación en detrimento de la salud del pueblo.

Deja un comentario