NUESTRO SISTEMA Y EL COMUNISMO

Las manos representan la unión del comunismo
Foto: Pixabay

El comunismo es organización social en la que no existe la propiedad privada ni la diferencia de clases, y en la que los medios de producción están en manos del Estado, que distribuye los bienes de manera equitativa y según las necesidades. ¿Es Cuba un país comunista?

Los ancianos y la defensa del comunismo.

Cuando veo a personas de la tercera edad reunidos en las labores políticas e ideológicas de los barrios me doy cuenta que ellos vivieron los años de fervor del proceso que surgió en Cuba en el 1959. Están  agrupados en organizaciones políticas y de masas que ejercen su influencia en la comunidad como los CDR,ACR,FMC,PCC, asociaciones de jubilados y un largo etc. Muchos que en ese momento no tenían nada se sienten agradecidos y en deuda por eso continúan siendo fieles al» proceso revolucionario» por llamarlo de alguna forma, otros dirán dictadura.De hecho muchas de estas personas recelan de las nuevas generaciones(esto lo  he vivido) y se creen los únicos y verdaderos defensores del sistema.

¿Cuántos de estos viejitos saben que es ser comunistas o que significa la palabra comunismo? Muy pocos, sólo aquellos que fueron instruidos por el sistema de dirección del país o lo estudiaron a fondo lo saben o mejor dicho tienen una noción. Nadie puede saber cómo funciona un sistema que no ha existido jamás. A estas alturas viendo cómo ha evolucionado el sistema político en mi país puedo afirmar sin temor a equivocarme, que Cuba nunca llegará a evolucionar hasta un sistema comunista.

Estas personas ya entradas en años son fidelistas convencidos. Se afiliaron a una ideología que hoy a pesar del tiempo transcurrido no entienden su naturaleza ni esencia. La asumieron porque el líder en el cual confiaban y a quien estaban agradecidos les dijo que era lo mejor para ellos. Como vacas y borregos ciegos se erigieron en comunistas.

La ideología del comunismo exige la superación de los sentimientos mundanos del hombre.

Yo no voy a vilipendiar esta ideología, ni a hacer un tratado filosófico sobre la misma porque se convertiría en algo muy tedioso para muchos lectores. Solo puedo decir que se requiere de un alto grado de conciencia humana y la capacidad de abandonar los sentimientos más mundanos del hombre para poder alcanzarla. Un hombre lo puede lograr pero toda una sociedad o un país, lo dudo.

Esta sociedad idílica y perfecta solo se puede alcanzar en una población de hombres en sus comienzos evolutivos como en la comunidad primitiva. Federico Engels tomó del antropólogo Lewis Henry Morgan la idea de que hubo un período de comunismo primitivo en el inicio del desarrollo histórico de las sociedades humanas, y la sistematizó en su libro El origen de la familia, la propiedad privada y el Estado, En el se describe la naturaleza del mismo desde una óptica más cercana a la de la sociología empírica. También se puede lograr en un hombre evolucionado que viva como Matusalén unos 800 años y de acuerdo a esta edad tan avanzada pueda lograr un sociedad de sabios que haya podido superar la naturaleza agresiva y las más mundanas emociones humanas, entonces tal vez se pueda hablar de comunismo.

Ejemplos de sociedades comparables con el comunismo.

Hay  ejemplos históricos concretos de ordenamientos sociales que pueden ser definidos propiamente como comunistas desde el punto de vista sociológico, se puede contar:

  1.  el comunismo cristiano premoderno y moderno (sistematizado por Tomás Moro y experimentado por los Shakers de Mánchester,Gerrard Winstanley)
  2.  el comunismo feudal que llamó la atención del último Marx (los Mir tradicionales rusos, los isleños escoceses de St Kilda)
  3. variantes secularizadas del comunismo religioso milenarista (Gabriel Bonnot de Mably, Morelly)
  4.  movimientos no revolucionarios como el de las comunas hippies y los kibbutz israelíes, entre otros. 

Mayoritariamente estas formas de vida comunista no han dependido de una doctrina política que las establezca.Como pueden ver si estudian estas congregaciones ninguna ha tenido la fuerte carga política e ideológica que manifiesta el comunismo.

La presencia del capitalismo.

La otra cara de la moneda es la presencia del capitalismo como sistema político rival, que con su influencia, incidencia y oposición al comunismo haga más difícil su existencia.  Como sistema se parece más a la naturaleza y a las teorías Darwinianas y por lo tanto es más fácil de asimilar porque no se tiene que superar la naturaleza humana.

Desgraciadamente nuestros envejecidos dirigentes políticos aunque se dicen comunistas, la realidad y los hechos demuestran todo lo contrario.Es fácil hacer ideología desde la opulencia, la barriga llena y con el futuro de la familia asegurado por generaciones.

Nuestros vecinos del norte  conocen al dedillo todas sus debilidades, por supuesto debilidades que han sido ocultadas como uno de los más grandes secretos de estado al pueblo. Estas debilidades son  utilizadas por el gobierno americano como justificación para arreciar su embestida en contra de la población. La intención asfixiarnos y lograr un levantamiento popular que los saquen  del poder. ¿Lo hacen por buenos,por qué quieren llevar democracia a nuestro sufrido país?Claro que no,es el simple quítate tu pa’ponerme yo. Ahí es cuando yo, muy a mi pesar no me queda más opción que darle la razón al refrán que dice: “es mejor malo conocido que bueno por conocer” . 

Al final el comunismo con el transcurrir de la historia se convertirá en el cuento del coco para sus detractores. La mayoría tampoco sabe de qué se trata. Para sus adeptos es una utopía inalcanzable y para los que dirigen es otra herramienta ideológica de dominación.

Deja un comentario