MICHAEL JACKSON REY DEL POP O DE LA PEDOFILIA.

Foto: youtube

¿Quièn no conoce la publicitada vida del cantante, compositor, bailarín, actor, productor, empresario y filántropo estadounidense?

Para muchos seguidores es bien conocida la historia de este precoz artista, su infancia robada en función de una temprana carrera musical, el maltrato infantil por parte de su padre y las precariedades económicas de una familia numerosa que supo abrirse paso tempranamente a golpe de talento para salir de la pobreza.

Leaving in Neverland

Considerarán un sacrilegio la larga legión de fanáticos que tiene Michael Jackson alrededor del mundo, pero no puedo callar después de ver el documental de HBO, Leaving Neverland. Desgarrador audiovisual sobre las víctimas infantiles que sufrieron las aberraciones sexuales de un individuo enfermo y trastornado

Nuestro rey de la pedofilia, la padecía del tipo primario, mostrando una inclinación sexual casi exclusiva por los niños.Su conducta compulsiva es independiente de su situación personal. Se trata, clínicamente, de pedófilos en un sentido estricto del término que presentan unas distorsiones cognitivas específicas. Consideran su conducta sexual como apropiada (no se sienten culpables ni avergonzados). Estas personas planifican sus acciones. Pueden llegar a atribuir su conducta a un efecto de la seducción por parte del menor o pueden justificarla como un modo de educación sexual para este.

¡Cuántos premios recibidos, cuántos reconocimientos dados !¡Cuántas legiones de fanáticos alrededor del mundo que le rinden culto cual un santo a uno de los más famosos pedòfilos de la historia!No creo que sus víctimas estén mintiendo, fueron muy explícitos y gráficos al describir su vida al lado de un individuo mental y sexualmente enfermo que transformó la vida de estos menores de edad para siempre.

La familia

Nada de esto podría existir si no existieran padres hipócritas, si porque alegan su inocencia con el hecho de que ignoraban todo.¡ Cuánta mentira!Para satisfacer su egoísmo e interés económico no les importó sacrificar la vida y la salud mental de sus pequeños hijos.¡Què monstruos! Tanta culpa tiene el que mata la vaca como el que le aguanta la pata.

Es indignante escuchar que existen diversas asociaciones de pedófilos que reivindican la pedofilia como una forma más de vivir la sexualidad humana y que, en consecuencia, debe ser aceptada con naturalidad por parte de la sociedad.Me imagino que pondrán a Michael Jackson en sus altares: partida de pervertidos.

Para los fanáticos que de seguro van a criticarme, si piensan con lógica nadie paga 22 millones de dólares en un arreglo extrajudicial con la familia de Jordan Chandler en 1993 para eliminar los cargos si se es inocente. Hasta su hermana La Toya en su momento confirmó los rumores de la aberrante tendencia sexual de su hermano.El chico a la muerte del señor pedòfilo se retractó pero yo lo veo más como un acto de retribución en el recuerdo de un adolescente que vivió una vida de ensueño y por la cual pagó un alto precio.

Descansa en paz si es que puedes Michael Jackson, tu contribución artística es innegable, pero la huella que ha dejado en todos esos niños abusados,

por lo menos para mi consideración, es imborrable.

Deja un comentario